7 reglas obligatorias del trabajo espiritual

7 reglas obligatorias del trabajo espiritual

Para muchos de nosotros, conectar el trabajo con la vida espiritual es una búsqueda difícil de alcanzar.

Necesitamos prestar atención a nuestra vida espiritual y las reglas obligatorias que debemos seguir con respecto al trabajo espiritual.

Estos mandamientos nos permitirán tener la debida concentración y disposición para realizar las oraciones y son imprescindibles siempre que queramos realizar cualquier Trabajo Espiritual.

1. Equilibrio

Tenemos que estar en sintonía con nuestro yo espiritual para realizar el Trabajo Espiritual, pero eso no significa que podamos abandonar por completo el mundo de la materialidad. Como en todo, el equilibrio es fundamental. Gastar demasiado tiempo y energía en cualquiera de los lados puede provocar una descompensación y un daño duradero. Son los dos lados de la unidad y ningún lado prevalece.

7 reglas obligatorias del trabajo espiritual

2. Constancia

Todo tiene un orden natural, y debemos respetarlo. No podemos buscar el poder a través del Trabajo Espiritual sin conocer el fenómeno que está ocurriendo. Los poderes vendrán naturalmente cuando sea el momento adecuado. Como tal, tenemos que ser pacientes y esperar. Sólo pueden recibirse porque nuestra voluntad nunca puede generarlos.

3. Moderación y discernimiento

Para realizar un Trabajo Espiritual adecuado, debemos depender únicamente de las opiniones de los demás. Tenemos que ser moderados y perspicaces, particularmente cuando todavía estamos en desarrollo. El apoyo es importante durante la iniciación. Sin embargo, es igualmente vital adquirir conocimientos y madurar por nuestra cuenta.

4. Humildad

Ser humilde es una de las reglas más fundamentales de cualquier Trabajo Espiritual. Nunca debemos pensar en nuestro Trabajo como algo superior o mejor que el trabajo de otros. Espiritualidad es un completo antónimo de superioridad.

5. Responsabilidad Serena

Evite siempre realizar acciones intrascendentes. Este impulso puede acabar rompiendo innecesariamente las relaciones con compañeros de trabajo y familiares. El mundo espiritual ve la impulsividad como algo dañino. Como tal, entrar intensamente en el Trabajo Espiritual puede llevar a arruinar tu futuro desarrollo en ese mundo.

6. Tranquilidad y tolerancia

Debemos evitar ser rígidos en nuestras acciones. Cuando recibimos más información, podemos sentir que nuestra mente se ha expandido y se ha vuelto más intolerante. Existe una peculiar tentación que nos hace forzar a otros a abrazar nuestras formas e ideas. Sin embargo, este estado limitará nuestra capacidad de ganancia y reducirá nuestra conciencia ya lograda.

7. Concentración

No podemos realizar Trabajo Espiritual si perdemos la concentración. Las dispersiones son inaceptables para las prácticas y el estudio. Realizar estas acciones sin concentrarse o sin profundizar resulta en crear una falsa impresión de saber. El verdadero conocimiento radica en comprender todo lo que nos rodea junto con nuestra realidad presente.

👍  COMPARTE lo positivo {+} en tu red social favorita 💡 ¡Asegúrate de guardarlo en tu tablero de Pinterest! Aprende a expandir tu consciencia y observar los cambios positivos en tu vida! Si llegaste hasta aquí, muchas gracias por leernos.

📚 Otros están leyendo...


Por Recordatorio Consciente