6 frases budistas para que sientas paz interior

Frases inspiradoras que nos ayudan a encontrar calma espiritual.
Gautama Buddha ha inspirado a muchas generaciones para que consigan la mejor versión de sí mismos, sean religiosos o no. Sus refranes y frases budistas son sinónimo de gran inteligencia y ayudan a muchos individuos a hacer cambios positivos en sus vidas.
El budismo ha inspirado a muchas personas para que puedan encontrarse a sí mismas y dar un nuevo significado a la existencia.

De hecho, incluso algunas formas de terapia psicológica han sido influenciadas por las enseñanzas del gran maestro espiritual, como por ejemplo el Mindfulness.

En el artículo de hoy, te  presentamos una recopilación de algunas de sus  frases célebres que pueden ayudarte a lograr la paz interior.

1. Cuida el exterior tanto como el interior, porque todo es uno

Buddha ya sabía la importancia que tenía el ambiente en nuestra conducta. Uno de los principios del budismo es cuidarse a uno mismo. Ahora bien, también es imprescindible que cuidemos nuestro entorno para estar en armonía y de paz. Para encontrar un verdadero estado de bienestar es necesario que mente, cuerpo y nuestro entorno cercano (al menos el que controlamos) estén en un equilibrio.

Por tanto, practicar la compasión contigo no es suficiente, también hay que practicarla con los demás. Esto es una de ñas máximas de la filosofía Ho'oponopono.

2. No lastimes a los demás con lo que te causa dolor a ti mismo

Esta frase es igual a la frase “no le hagas a los demás lo que no nos gusta que te hagan”. Por tanto, esta frase va más allá que el mero conocimiento de uno mismo, porque hace una alusión clara a la empatía.

Cuando haces daño a los demás, manchas tu espíritu. Esto, a la larga, te perjudicará.

3. El dolor es inevitable, pero el sufrimiento es opcional

Vivir situaciones o experiencias que nos hacen sufrir y nos hacen daño es parte de la vida. Cuando lo pasamos mal pasamos por un proceso para que la herida se cierre. Una vez pasado este periodo de recuperación, nosotros somos los que decidimos si nos quedamos estancados en ese recuerdo.
Por tanto, es decisión nuestra superar las malas experiencias lo antes posible, pasar página y encontrar paz en las pequeñas cosas del día a día.

4. No es más rico quien más tiene, sino quien menos necesita

Esta frase es similar a la pronunciada por Séneca “No es pobre el que tiene poco, sino el que mucho desea”, y hace referencia a que los individuos que menos cosas materiales desean o necesitan, son los que definitivamente van a ser más felices en la vida.

Tener mucho no significa ser más feliz. Si uno está contento con poco, no necesita tener mucha riqueza.

5. Da, aunque no tengas más que muy poco que dar

El agradecimiento y la generosidad son dos de las claves para nuestro bienestar. Dar lo que nos sobra es fácil, lo verdaderamente complicado es compartir algo incluso en los momentos en que no hay abundancia: eso nos hace más grandes como persona.

Tanto dar como perdonar son dos acciones muy sabias.

6. Alégrate porque todo lugar es aquí y todo momento es ahora

El presente es el único momento que podemos vivir. Es decir, el aquí y el ahora, no ayer ni mañana. Todos nuestros esfuerzos deben ir hacia el momento presente para que los siguientes momentos presentes sean igual de buenos que éste.

Así que hay que alegrarse por poder vivirlo y otorgarle el valor que se merece, que no es poco.

Si te pareció interesante este artículo, compartelo con tus amigos. ¡Gracias!
Fuente: Psicologíaymente.net

Anterior
Siguiente
Debes ver esto También!!!