viernes, 18 de marzo de 2016

Reglas básicas para un hogar feliz. 1/3

Cada vez que llegue un visitante nuevo al hogar hágalo ingresar y salir por la puerta principal. 
Si viene un visitante que se desea que vuelva, hágalo entrar por la puerta principal y hágalo salir por la puerta de atrás o puerta de servicio. Cuando se rompe un espejo o cristal en el hogar la antigua tradición dice que vienen siete años de mala suerte. Los espejos cumplen la función de expandir la luz, la energía y las imágenes. Reflejan el cuerpo, el rostro propio, la identidad. Cuando el cristal se rompe es porque existió una mala vibración que fue absorbida y produjo el estallido. Si esto ocurre, en primer lugar no hay que tener pensamientos negativos ni suponer que llegarán los siete años de mala suerte. Esta es una superstición y tiene su propia fuerza. Si  uno cree efectivamente algo malo resultará. Por lo tanto el pensamiento debe ser positivo. Esto abarca espejos y cualquier elemento u objeto de cristal, pero no es válido para las cosas de vidrio. Cuando se produzca una rotura hay que recoger los diversos pedazos con un guante y echarlos a un río o corriente de agua que fluya hacia el Sur, mientras se piensa con toda la fuerza del espíritu que todo lo malo que absorbió ese cristal desaparezca y se vaya lejos sin afectar al hogar ni a sus habitantes.

Las antiguas tradiciones dicen que hay que levantarse con un buen pie. El  simbolismo  nos explica que esto significa incorporarse de la cama y apoyar primero el pie derecho y luego el izquierdo, ya que el derecho representa el futuro. Mediante este acto reafirmaremos el porvenir positivamente. En cambio, si apoyamos primero el izquierdo nos quedamos estancados y dominados por las sombras del pasado.

Vístete para atraer energía positiva

Al vestirse hay que tener precaución de no dejar caer ninguna prenda al suelo. Para los orientales el acto de ponerse la ropa simbolizaba el desarrollo y la vida social. Ellos creían que para tener un buen día y lograr los objetivos deseados no tenía  que caerse ninguna vestimenta al piso, pues eso anunciaba  obstáculos, peleas o pérdidas.

La vestimenta debe estar de acuerdo con el estado vibracional del individuo. Cuando se posee baja energía hay que evitar los colores oscuros, principalmente el  negro y usar los colores claros en especial amarillo, naranja y blanco. Cuando nos sentimos débiles, deprimidos, decaídos o atravesamos por situaciones negativas hay que usar algo rojo, pues este color genera un campo de protección. Si no se desea usar una prenda de este color puede ser un accesorio (cinturón, pulsera, collar, cinta, pañuelo etc.), pero debe ser un elemento que esté a la vista. No es eficaz si se usa por ejemplo en la ropa interior.

Si se sufre alguna afección de salud o depresión muy intensa además de evitar el negro se deben utilizar el verde, el azul y el violeta en todas las gamas.

A continuación brindaremos una lista de colores adecuados para las prendas de vestir que logran vibrar bien las energías del cosmos. Se relacionan con los cuatro elementos de la naturaleza y pueden utilizarse en la ropa o accesorios. Lo importante es que siempre se lleve algo del color indicado:

Domingo: Elemento Fuego: amarillo, dorado, naranja.

Lunes: Elemento Agua: blanco, violeta, plateado, verde marino o colores claros en general.

Martes: Elemento Fuego: rojo, naranja intenso, bermellón, fucsia. Miércoles: Elemento Tierra y Aire: marrón , beige, terracota, ladrillo, ocre, bronce, amarillo, miel, verde, turquesa.

Jueves: Elemento Fuego y Agua: rojo, violeta, lila, borra vino, gama de azules y celestes. En menor escala blanco, plateado y colores claros en general.

Viernes: Elemento Aire y Tierra: rosa, púrpura, lila, bordeaos, salmón, verde, celeste, esmeralda, turquesa.

Sábado: Elemento tierra: gris, negro, azul oscuro, petróleo y colores opacos en general.

Si alguien tiene una entrevista laboral se recomienda acudir a ella llevando algo de color dorado, naranja o verde en la vestimenta o accesorios.

Para un encuentro afectivo, si se trata de una mujer, es conveniente que use algo rosa, rojo, en la gama de los celestes intensos o un color oscuro, si desea hipnotizar al otro.

Todos estos colores llamarán mucho la atención. Pero para una cita amorosa jamás hay que ir vestida toda de negro.

Si es un hombre el que acude al encuentro se recomiendan los tonos verdes (no muy llamativos). También se pueden usar gris o negros aunque no en su totalidad.

Hacemos estas consideraciones generales sobre la vestimenta y el color porque si las personas están bien en su trabajo, actividades, relaciones emocionales y afectivas, generarán armonía y abundancia para el hogar. Al respecto cabe agregar que en el caso de quienes  atienden a pacientes o trabajan con personas enfermas o conflictivas (médicos, psicólogos, enfermeros, psiquiatras, astrólogos, terapeutas etc.) es necesario tener mucha precaución. Evitar el color negro y utilizar el blanco o verde para protegerse. Lavar cotidianamente la ropa del trabajo. Nunca deben llevar esta ropa a su hogar. En el caso de que indefectiblemente la  tengan que lavar en su casa lo ideal es llevarla en una bolsa de plástico y depositarla directamente en la pileta o lavarropas. Esto se debe a que toda la energía  negativa que esa prendas absorbieron durante el día se traslada a la casa y queda depositada allí. También es aconsejable tener un par de zapatos para uso exclusivo en el lugar de trabajo, para cambiarlos al salir de allí.

Extracto del libro: "El hogar Mágico" de Waldo Casal
http://www.waldocasal.com/

Tienes que ver esto también




No hay comentarios :

Publicar Comentario: