lunes, 10 de febrero de 2014

TEST: ¿Cómo es tu comunicación con tus hijos?


La comunicación con los demás, tan importante en cualquier ámbito de la vida, a veces nos falla con las personas que más queremos, nuestros hijos, y las relaciones familiares se pueden ver muy afectadas por la falta de entendimiento entre las partes. 

Los niños crecen, evolucionan, desarrollan su propio carácter, y su visión del mundo no tiene por qué coincidir con la nuestra. Sin embargo, es necesario esforzarse para que la comunicación con los hijos fluya porque, en caso contrario, no solo habrá tensión entre vosotros, sino que también perderás su confianza, y ellos no recurrirán a ti cuando tengan problemas o necesiten consejo.

Contesta a las preguntas del siguiente test y así sabrás si has conseguido un buen nivel de comunicación con tus hijos, o es necesario que ‘entrenes’ tu empatía:
  1. Mi hijo y yo solemos contarnos cómo nos han ido las cosas
    1. De vez en cuando.
    2. A diario.
    3. Varias veces por semana.
  2. Cuando no estoy de acuerdo respecto a una actuación o decisión de mi hijo
    1. Se lo digo, expresando mi punto de vista y respetando el suyo.
    2. No le hago ni caso, o le expreso que no estoy de acuerdo de manera agresiva. 
    3. Le expreso mi punto de vista haciendo ver lo equivocado del suyo.
  3. Considero que la comunicación entre padres e hijos
    1. No es necesaria ni importante.
    2. Es importante, pero no necesaria.
    3. Es indispensable.
  4. Cuando discuto con mi hijo
    1. No hablamos hasta que él no me pide perdón. 
    2. Intento arreglarlo en el mismo momento o al poco rato. 
    3. Podemos estar días sin hablarnos.
  5. Considero que mi estilo de comunicación con mi hijo es
    1. Inhibido o agresivo.
    2. Asertivo (le digo mi opinión respetando siempre la suya)
    3. Asertivo, aunque frecuentemente peco de no decir todo lo que pienso o, por el contrario, de decirlo de mala manera.
  6. Cuando le hago una crítica a mi hijo o le pido que haga algo
    1. Parece sordo; no me hace ni caso.
    2. A veces no me entiende y me pide aclaraciones. 
    3. Me escucha y discutimos su punto de vista cuando no está de acuerdo. 
  7. Cuando mi hijo me lleva la contraria
    1. Le escucho, pues él también tiene opinión.
    2. Le escucho, pero me defiendo porque yo soy la autoridad. 
    3. No le admito su réplica.
  8. Con qué frecuencia emites elogios hacia tu hijo?
    1. Muchas veces.
    2. De vez en cuando.
    3. Pocas veces. 
  9. Tu hijo ha hecho algo que no te ha gustado, ¿a dónde diriges el contenido de tu crítica?
    1. A lo que ha hecho mal, pero recordándole que lo hace mal muchas veces.
    2. A su persona, por ejemplo, “eres un desastre”.
    3. A lo que ha hecho mal, por ejemplo, “no haber estudiado para este examen te ha traído problemas”. 
  10. Tu hijo te ha pedido un favor que no estás dispuesto a hacer, ¿qué haces?
    1. Decírselo.
    2. Dejarle caer que no voy a hacerlo.
    3. Decir que sí, y luego ya veré qué hago si no se le olvida.
  11. Crees que tu hijo tiene claras las normas de tu casa o de vuestra familia?
    1. No, se las salta una y otra vez.
    2. Sí, están habladas y consensuadas.
    3. Sí, pero creo que no le gustan.
  12. Cuando mi hijo ha hecho algo bien o de lo que me siento orgulloso
    1. Se lo digo en el momento, resaltando lo orgulloso que estoy de él.
    2. No le digo nada, pues es su deber. 
    3. Se lo digo, aunque resaltando que “no se relaje”.

Claves y resultados del test de comunicación con tus hijos

Suma todas las puntuaciones obtenidas en el test anterior y consulta la interpretación asociada a tu resultado para comprobar si tu nivel de asertividad a la hora de comunicarte con tus hijos es el adecuado o si necesitas mejorar en este sentido:
  1. a= 0  b=2  c=1
  2. a= 2  b=0  c=1
  3. a= 0  b=1  c=2
  4. a= 0  b=2  c=1
  5. a= 0  b=2  c=1
  6. a= 0  b=1  c=2
  1. a= 2  b=1  c=0
  2. a= 0  b=1  c=2
  3. a= 1  b=0  c=2
  4. a= 2  b=1  c=0
  5. a= 0  b=2  c=1
  6. a= 2  b=0  c=1

Resultados del test de comunicación con los hijos

0-8 puntos (Nivel de comunicación bajo)

No te entiendes con tu hijo. Es posible que tus menajes no le lleguen de forma clara o, por el contrario, tú no captes bien los suyos. Esfuérzate por escucharle y pídele que te exprese aquello que él no comparta contigo.   

8-16 puntos (Nivel de comunicación medio)

Por lo general te comunicas bien con tu hijo, salvo en aquellas circunstancias en las que no estáis de acuerdo. Entrena una forma de crítica más constructiva y practica la empatía.

16-24 puntos (Nivel de comunicación alto)

Has conseguido alcanzar un adecuado nivel de comunicación con tu hijo. Esto os ahorrará muchos problemas y malos entendidos. Continuad así, flexibilizando vuestra forma de comunicaros según las circunstancias (etapa evolutiva, tipo de problemas, etcétera). 
  
Fuente: web consultas

Tienes que ver esto también




No hay comentarios :

Publicar Comentario: