miércoles, 7 de octubre de 2015

[Horóscopo] Los tíos y tías del zodiaco.¿Cómo son?

Remontándonos a tu infancia, ¿cómo era la relación con tus tíos? Y en la actualidad, ¿qué trato tienes con ellos?

Vamos a ver que no es lo mismo tener un tío Aries que un tío Capricornio. Cada cual tiene sus encantos. Hablemos de ellos.

Por cierto, lo que sigue describe tanto a tíos como a tías. A ver si reconoces a tus parientes en estas características.

El tito o tita Aries: Suena el timbre una mañana de sábado. ¡Sorpresa! Una vez más, tito Aries aparece sin anunciarse y armando jarana en la casa.

Este tío, tan enrollado, suele llevarse a los sobrinos a jugar o a practicar otras actividades divertidas. Todos, hasta los padres, están deseando de que llegue. Aunque sería mejor si avisara.

El tito o tita Tauro: Este tío es el que enseña a los sobrinos a hacer cosas útiles, que les sirvan el día de mañana: “Así se hace el nudo de la corbata. Así se hace el batido de fresas. Así se hace… ¡Niño, ¿dónde estás?!

Quizás peque de didáctico. Pero los sobrinos agradecen haberlo conocido, sobre todo de mayores, cuando tienen sus primeros problemas con la ley: “Tito Tauro, ayúdame. Me ha detenido la policía.”

El tito o tita Géminis: Llega a casa y el ambiente se transforma. Fluyen las risas y las bromas. Los adultos se distraen tanto que relajan sus formas.

Los sobrinos, muy expectantes, aprenden sus primeras malas palabras de boca del tito Géminis. ¡Qué ilusión! Aunque también conocen prematuramente ciertas aventuras de los adultos que los confunden: “Mamá, ¿por qué dice el tito Géminis que la vecina ha puesto cuernos a su marido? Yo le veo la cabeza igual.”

El tito o tita Cáncer: Tito Cáncer se queda con los niños siempre que sus padres necesitan atender compromisos o tener un rato para sí mismos.

Está, por tanto, muy presente en sus vidas, como si fuera un segundo padre (o madre). Los niños lo ven así, muy cercano, y también desarrollan una relación muy estrecha con sus primos, si los hay.

El tito o tita Leo: Recibe un baño de atención en cuanto entra en casa. Tito Leo sabe cómo conseguirlo: Les da a sus sobrinos un pellizquito de dinero, aunque los padres protesten: “No le des dinero, que aún no ha terminado sus tareas.”

Es demasiado generoso. No lo hace a mal, porque quiere a los muchachos. Pero esos gestos erosionan la labor educativa de los padres. Ay, Leo…

El tito o tita Virgo: Afortunadamente, Virgo no es uno de esos tíos que retuercen el carrillo de sus sobrinos para demostrarles su cariño. Qué bien que sea menos expresivo.

Aun así, se muestra cercano y paciente con sus sobrinos, a quienes les hace regalos muy útiles: “– Tito Virgo, he sido buena. ¿Me regalas esa muñeca? – No, nena. Te regalaré un empaste para tu muela, que te hace más falta.”

El tito o tita Libra: Es el tío que todo el mundo quiere. Padres e hijos están deseando verlo. A veces los saca a todos a comer. Y, a la hora de hacer regalos, no excluye a nadie y tiene buena puntería con sus gustos.

Además, da buenos consejos a los sobrinos; de ésos que se recuerdan pasados los años.

El tito o tita Escorpio: Cada vez que llega a casa, tito Escorpio cose a preguntas a sus sobrinos. Especialmente, le interesa saber con quién se juntan.

Cuando tienen algún problema, tito Escorpio escucha pacientemente, ofrece un consejo útil y lleva su ayuda más lejos, en caso de que sea necesario: “– Tito Escorpio, mi exnovio ha publicado en Internet el vídeo íntimo que le dediqué. – Deja, deja… Yo me encargo de él.”

El tito o tita Sagitario: Tito Sagitario siempre tiene una interesante historia que contar. Le ocurren unas cosas tan fascinantes a ojos de sus pequeños sobrinos…

De niños aprenden mucho, gracias a que el tito Sagitario dice las verdades que los adultos suelen ocultarles para postergar sus traumas: “Sobrino, el Coco no existe. Ése es tu padre, que llega borracho y gritando cuando le va mal en el trabajo.”

El tito o tita Capricornio: Pero, para práctico y didáctico, está el tito Capricornio, que es quien enseña a los sobrinos lo conveniente que es abrir una cuenta de ahorros y planear su jubilación. O el arte de saber elegir un abrigo, que resista varios inviernos y sea invulnerable a las modas.

A los chicos les encanta verlo aparecer. Y a los padres, también. Porque su sabiduría pragmática sale a relucir en conversaciones muy divertidas. Es un experto en hacer que los suyos se rían.

El tito o tita Acuario: Es el tío a quienes los padres temen dejar de canguro para sus hijos: Les permite que vean la tele hasta tarde, que se empachen de pasteles o que jueguen a deslizarse en trineo por las escaleras.

A veces pasan largas temporadas sin que tengan noticias suyas. Un día, uno de sus sobrinos lo encuentra: “– Tito Acuario, no tengo dinero ni para invitarte a una cerveza. – Sobrino, voy a enseñarte a destilarla en tu propia bañera. ¡Ven!

El tito o tita Piscis: Amable, bonachón y, sobre todo, conciliador. Tito Piscis trata de que reine el amor, así sea a costa de su insistencia. Está pendiente de su familia y no soporta que se rompa la paz.

Si los padres se separan, tito Piscis vela porque queden en buenos términos. Si los hijos se llevan mal, tito Piscis les da la vara para que se quieran: “– Ama a tu hermano. – Pero, tito Piscis, me amenazó con matarme y ya ha hecho varios intentos…”

¿Hay un tío o tía al que le tengas un cariño especial? ¿Cómo era o es contigo?


Fuente: http://horroroscopo.net/

Tienes que ver esto también




No hay comentarios :

Publicar Comentario: