miércoles, 4 de febrero de 2015

4 cosas que tu mascota revela sobre tu personalidad


Dice el refrán que todos los dueños se parecen a sus perros pero ¿qué dice la ciencia? Numerosos investigadores han tratado de averiguar qué consecuencias psicológicas tiene la convivencia con nuestras mascotas.

Para empezar, tener un perro o un gato nos mantiene más activos y minimice los niveles de estrés, lo que hace que se reduzca el riesgo de padecer enfermedades del corazón pero, además, según prestigiosos psicólogos como Richard Wiseman, los distintos tipos de mascotas están relacionadas con distintos tipos de personalidades.

Estas son las principales conclusiones a las que han llegado las investigaciones que han estudiado la influencia psicológica de las mascotas sobre sus dueños.

1. Dime qué mascota tienes y te diré cómo eres
Según explica Wiseman –considerado por Scientific American “el psicólogo experimental más interesante e innovador del mundo”– en su libro 59 segundos: Piensa un poco, para cambiar mucho (Integral) “los dueños de peces son los más felices, los de perros los más divertidos, los de gatos los más dependientes y emocionalmente sensibles y los de reptiles los más independientes”.

2. Dime cómo es tu mascota y sabré cómo eres
En el mismo volumen, Wiseman explica que la personalidad que los dueños atribuyen a sus perros es sólo un reflejo de su propia personalidad, y lo que dicen sobre su perro es, con el tiempo, cada vez más parecido a cómo en realidad son ellos. “Así que si conoces a alguien que tiene un perro y quieres entrever su personalidad en tan sólo unos segundos pídele que describa la personalidad de su can”, asegura Wiseman.

3. Dime qué tipo de perro tienes y te diré a quién votas
El doctor Jonathan Haidt, psicólogo social y profesor de ética del liderazgo en la Stern School of Business, explica en su libro The Righteous Mind: Why Good People are Divided by Politics and Religion (Pantheon) que las diferentes ideologías prefieren distintos tipos de perros.

Los liberales prefieren perros educados, los conservadores prefieren que sean obedientes y leales
“Hemos visto que la gente quiere canes que encajen con sus propias matrices morales”, explica Haidt en el libro. “Los liberales [entendiendo liberal a lo americano, es decir, de izquierdas] prefieren perros que sean educados y se relacionen con sus perros como iguales. Los conservadores, por su parte, prefieren perros que sean leales y obedientes”.


4. Dime si tienes un perro violento y pensaré que eres violento
No está de más recordar que los perros considerados “potencialmente peligrosos”, como el Pit bull, el Rottweiler o el American Staffordshire sólo son peligrosos si no se les educa adecuadamente (o lo que es peor, se les educa para ser violentos). Dicho esto, hay que apuntar que una investigación de la escuela de psicología de la Universidad de Leicester llegó a la conclusión de que las personas más antipáticas suelen preferir este tipo de perros.

Los investigadores no encontraron un vínculo entre los comportamientos delictivos y la preferencia por este tipo de mascotas, pero sí observaron que las personas consideradas menos agradables tenían tendencia a escoger este tipo de perros.


Fuente: El Confidencial

Tienes que ver esto también




No hay comentarios :

Publicar Comentario: