domingo, 20 de julio de 2014

Asuntos Monetarios

"El hombre hace dinero, pero el dinero no hace al hombre"
Thomas Carlyle
Para muchos de ustedes el dinero y los problemas financieros se han convertido en la piedra angular de su desarrollo humano y espiritual debido los temores y dudas que tienen al respecto. Muchos de sus sistemas de creencias se basan en y de hecho enseñan, que el dinero es la raíz de lo que se identifica como el mal por aquellos que se aferran a creencias que enseñan la dualidad y que las cosas son buenas o malas.

Así que muchos de ustedes que tratan de crear la tarea de su vida a partir de la práctica espiritual, están aparentemente en un equilibrio inestable en términos de su supervivencia con respecto al dinero, entrando en constante conflicto con los temas financieros. Como es conocido, ustedes crean su propia realidad con sus pensamientos y sentimientos y por tanto cada situación externa y evento es meramente una reflexión de su mundo interior de creencias y emociones. No se trata simplemente de decir que la falta de dinero en su vida es causada solamente por esto o aquello, es en general una combinación de factores que llevan a una ESCASEZ PERCIBIDA de abundancia Universal.

¡Yo  puedo asegurarles que ni Dios ni el Universo están poniendo a prueba su valía en el servicio privándolos de dinero y riquezas! ¡Si hay alguien probándose son ustedes mismos! Demos una ojeada a algunos de los sistemas de creencias prevalecientes. Entonces también podremos examinar algunas de las circunstancias emocionales y temores que bloquean el flujo de energía al que llamamos dinero. 

Primeramente,  existe una creencia subyacente que muchos comparten que establece que el dinero es la raíz del mal. Esto viene aparejado con algunas creencias que declaran que de alguna manera debemos rechazar la carne, vivir en la pobreza o luchar para probarnos merecedores de Dios. Les digo que no hay nada que ustedes tengan que hacer, decir o convertirse para recibir el amor de Dios. Todos son merecedores del amor de Dios y de la abundancia del Universo, simplemente porque usted son hijos y parte del Universo.

Lo único que deben hacer es SER esos hijos de Dios en total aceptación de ustedes mismos para recibir las grandes riquezas dentro de su realidad. Muchos de ustedes bloquean este flujo  natural de abundancia porque de alguna manera sienten que hay honor y nobleza en el desarrollo y el aprendizaje a través de la lucha. Muchos de ustedes han ubicado al Divino en una posición paternal y tratan constantemente de resolver los temas pendientes de su niñez con sus parientes terrestres jugando con Dios al juego de “aprobación”.

Ustedes se crean dificultades de manera que puedan a su vez decirle al Pariente Divino: “ves era difícil, pero no perdí la fe ni me rendí. Me mantuve en mi sendero de cara a la pobreza, el tormento y la crítica”.  En el intermedio, tratando de alcanzar la “aprobación”, también están tratando de obtener “permiso” para hacer lo que quieren. Es a lo que llamo “el péndulo permiso - aprobación”. Y ustedes nunca podrán ganar en esto hasta que se den cuenta de que son ustedes los que balancean el péndulo. Si ustedes reconocen algo de lo que estoy diciendo estará en camino a la solución de este asunto por sí mismo.

La creencia fundamental que necesitan cambiar es la creencia de que ustedes necesitan hacer o ser algo para poder recibir amor Universal y abundancia. Como niños, a muchos de ustedes se les dieron tareas y expectativas que constituyeron estándares con respecto a lo que tenían que hacer o en que convertirse para ser un “buen niño o niña”. Tenían que hacer sus tareas, obtener buenas notas en la escuela, no llorar, etc.  Estas condiciones que les fueron impuestas, se convirtieron en un círculo vicioso de fracasos y decepciones al tratar de lograr la aprobación familiar.

Muchos de ustedes trataban de ganar un nivel de amor que sus parientes no eran capaces de compartir con ustedes porque a su vez no lo habían recibido o aprendido de sus mayores. El Padre/Madre Divino no opera de esta forma. Lo único que se requiere para recibir la abundancia Universal es que ustedes se amen y se respeten a si mismos y que hagan lo que les gusta hacer y que no esclavicen con algo solamente porque “se debería” hacerlo porque es más “espiritual”

El único requisito para recibir la abundancia Universal es que ustedes se amen y respeten a sí mismos y hagan aquello que amen hacer. Existen otros dos factores con respecto al bloqueo en el flujo del dinero. En la medida que lean mis palabras comenzarán a reconocer cual es el drama que representan y hasta que grado lo hacen. Muchos de ustedes todavía están enredados en la culpa y la vergüenza. A esto le llamaré el Síndrome de la Vergüenza.
Para algunos de ustedes, ustedes no están siquiera conscientes de los motivos por los que se sienten culpables o avergonzados, simplemente lo hacen. Se ha convertido en parte de su vida, en parte de su existencia. Tanto que se aprecia como algo natural, seguro y normal el sentirse de esta manera. La culpa se ha convertido en una forma de vida para ustedes. Esta culpa y vergüenza puede estar en parte conectada con una vida previa todavía desconocida para ustedes en la cual existió abuso del dinero o del poder. Es posible que ustedes no se hayan perdonado a si mismos y liberado la energía que continúa bloqueándolos.

En oportunidades estos sentimientos de vergüenza y culpa afloran en la medida que ustedes crecen espiritualmente. Existe una parte de ustedes que comienza a taparse la cara con las manos con vergüenza en la medida que se acercan a la luz. Es un profundo sentimiento de no ser merecedores y de no ser aceptables ante la luz. Muchos de estos sentimientos se han codificado genéticamente en el ADN de la humanidad durante incontables milenios, en la medida que generación tras generación de almas encarnadas reafirmaron su temor en la realidad tridimensional. Esto ha llevado a una “conciencia de la pobreza” en este planeta.

Muchos de ustedes sienten un profundo nivel de desesperación con respecto a su descenso en la materia desde los más altos reinos y por tanto se han convencido que pueden haber hecho algo malo o que hay algo defectuoso en ustedes. No hay nada de esto mis amados. Ustedes, como innumerables otros,  se han brindado voluntariamente para descender a la existencia de la 3ra. Dimensión con el único propósito de traer la luz a esta realidad dentro del Universo de la materia. Al hacer esto, ustedes tienen un profundo sentimiento de duelo por lo que una vez tuvieron, ustedes se sienten literalmente empobrecidos porque al parecer son incapaces de obtener lo que desean. 

Esta ilusión, que fue creada por la demora en el tiempo que se incorpora al mundo material, les ha llevado a todos ustedes a desarrollar, nutrir y vivir en la conciencia de la pobreza. Ustedes pueden tener todo lo que quieran, ¡busquen y encontrarán!

El próximo factor que influye en el flujo del dinero se relaciona en gran medida con los otros factores y lo llamaré el Síndrome del Ermitaño. Para muchos de ustedes en la medida que descendían nuevamente de los reinos en lo alto a esta encarnación, trajeron muchos regalos, recuerdos y un sentimiento de conciencia espiritual. Un conciencia de otros mundos y realidades que no estaba presente en sus familias.

Debido a esto, sus intuiciones y las cosas que ustedes decían, pensaban y de las que hablaban eran con mucho desoídas y catalogadas de fantasías y en oportunidades hasta silenciadas. Esto ha llevado a muchos de ustedes a llevar dentro de sí heridas profundas que todavía están en proceso de sanar. Como niños aprendieron a hacer silencio por temor a ser criticados, lo que los trajo al próximo paso de cerrar sus corazones. Eligieron cerrar sus corazones para proteger esta parte más preciada de ustedes mismos ante la posibilidad de que fuera herida y rechazada nuevamente.

Debido a este dolor y porque estas heridas aún no han sanado, muchos de ustedes viven física o emocionalmente como ermitaños. Aunque tienen un profundo deseo de convertirse en sanadores y líderes de la Nueva Era, muchos de ustedes llevan consigo un profundo temor a ser criticados y rechazados una vez más. Porque tienen este conflicto interno, envían mensajes conflictivos en la forma de energía a sus clientes potenciales. Por una parte se ofrecen a sí mismo en el servicio pero por otra están diciendo “no se acerquen mucho porque pueden ver la verdad de quien yo soy”. ¡Ustedes están literalmente castigándose por ser vulnerables!

Entonces ¿cómo llegan a un acuerdo con todo esto? El primer paso consiste en reconocer cual de los tres factores: “es más noble luchar”, “soy demasiado culpable para servir a Dios” o “no se me acerquen porque pueden herirme”, le es aplicable a ustedes y en que medida. Muchos de ustedes tienen una combinación de los tres y solamente siendo escrupulosamente honestos con ustedes mismos podrán develar el plan que han creado contra ustedes mismos todos estos años.

Queridos, no se trata tanto de cuán merecedores son, sino más bien de cuanto se necesita de su trabajo en estos tiempos de tanto reto. No caigan en las trampas de culpar a sus dificultades financieras debido a pequeñas faltas cometidas en una vida anterior o diciéndose que es bueno el ser puesto a prueba. ¡Existe un solo juez y solo una persona que es capaz de castigarlos y esos son USTEDES! Ustedes crean su realidad al máximo exponente del significado de la palabra.

Si su cuenta bancaria está vacía miren hacia dentro y traten de encontrar de qué forma están bloqueando al amor.  ¡Ustedes son criaturas preciosas del Universo y es su derecho de nacimiento vivir en abundancia en todo momento y es su derecho de nacimiento ser capaces de crear exactamente lo que quieren! Abran sus brazos, pidan ayuda y estén preparados a recibirla. Y recuerden, ustedes pueden recibir del Universo solamente aquello que están preparados a darse a ustedes mismos….solamente pueden recibir del Universo aquello que están preparados a darse a ustedes mismos

Sepan esto queridos, sus asuntos monetarios no son nunca realmente acerca del dinero. Son siempre acerca de otra cosa y esa otra cosa es siempre miedo en una forma u otra. Ustedes están en este planeta por una razón y solamente una y esta es aprender como amar. Amar es vivir sin miedo, entonces enséñense ustedes mismos a preguntarse con que miedo están tratando cuando perciban un desafío en sus vidas. Cada evento en sus vidas y en este planeta tiene sus raíces en el amor. Todo lo que sucede les está preguntando que acepten el amor  o su opuesto, el miedo en una situación dada.

Si ustedes se acostumbran a mirar de frente a sus miedos y dudas con honestidad, entonces se regocijarán al ver, conocer y experimentar que todo está tratando de llevarlos de regreso al amor, a su verdadera fuente. Todo es amor, y ustedes fueron hechos a través y mediante el amor. Pero lo han olvidado. Despierten y reclamen lo que les pertenece. Regresen al amor y reconozcan en lo profundo de sus corazones que sus temores no son reales, son simplemente señales apuntando en la dirección de más amor, más abundancia, más alegría y más dinero ¡si ustedes así lo desean!

 Ver capítulos anteriores del Taller de Autoestima
Del Taller de Autoestima de Juan Carlos Fernández. Capítulo 218 Volumén 2: Asuntos Monetarios

Tienes que ver esto también




No hay comentarios :

Publicar Comentario: