jueves, 26 de noviembre de 2015

Gran método para purificar la casa y el cuerpo físico de las malas energías

Esta fórmula de limpieza energética ha sido y es conocida por todos los curanderos. 
Ya la utilizaban los alquimistas en la Edad Media. Es muy recomendable para usarla en el hogar y en la consulta de Reiki.

Este tratamiento constituye una forma muy valiosa para facilitar la eliminación de la energía “tóxica” que generan las personas con sus pensamientos perturbadores, enfados, dolor,rabia, rencor, malestar emocional.

Esta práctica de limpieza energética con el vinagre y la sal, no se somete al método científico porque no es reproducible, es decir, aún manteniendo todos los factores constantes (cantidad de vinagre y sal, misma temperatura, misma humedad,…) la reacción siempre es diferente.


Para limpiar energéticamente tu casa o empresa, haz lo siguiente:
  • Echa un puñado de sal (preferentemente sal marina o sal gorda) en un cuenco de barro o de vidrio. La sal debe llenar tres cuartas partes del recipiente.
  • A continuación echa vinagre en el recipiente hasta llenarlo. 
  • Ahora, pon el cuenco sobre un plato sopero para evitar las manchas, y colócalo detrás de la puerta principal.
  • Pero si quieres sanear toda la casa, coloca otros cuencos en los lugares donde más esté la gente (comedor, cocina,…) o en los lugares que quieras purificar. Los sitios más importantes son detrás de la puerta de la entrada, debajo de la cama y en la oficina. Los puedes poner en las esquinas de los espacios que quieras limpiar, o en cualquier sitio donde no estorben. 
  • Al cabo de unos días echa un vistazo a los recipientes para ver como están. Verás que el vinagre se ha evaporado parcial o totalmente. Estarán saturados de iones.
Con la evaporación, las energías tóxicas del ambiente se habrán diluido. Es posible que en algunos cuencos, la sal haya trepado y se haya derramado. El tiempo que tarda en suceder esto depende de la intensidad de la negatividad. Si la sal no se derrama y está normal, significa que en ese lugar no hay energía tóxica. Si en el cuenco hay mosquitos no te preocupes, es normal, ya que los atrae el vinagre. Si la sal se ha derramado o se ha puesto de colores (morado, verde, azul claro, rosa,…) significa que hay negatividad. No toques con las manos la sal, ya que en ella se queda acumulada la energía tóxica.
  • Esté como esté la sal, deja que el vinagre se evapore del todo. Cuando se haya evaporado, coge cada cuenco por abajo, por la base, sin tocar la sal, y colócalo en la pila del baño. Allí, abre el grifo y échale agua para que la sal se acabe de disolver completamente. Una vez disuelta, friega el cuenco y el plato, y déjalos secar. 
  • En los sitios donde veas que la sal se ha derramado o se ha puesto de colores, puedes repetir el procedimiento con los mismos cuencos y platos, los cuales no deberás usar para ninguna otra cosa.
  • Los cuencos y platos no los guardes en la cocina, llévalos a un trastero, y si no los vas a volver a utilizar, rómpelos y tíralos. 

Otros métodos para la limpieza energética

Algunos de los métodos más habituales que han sido usados por los sanadores son los siguientes:
  • Agua fría: Antes y después de cada tratamiento de Reiki se aconseja colocar las manos debajo del grifo durante un rato. El agua fría en movimiento limpia la energía. 
  • Descalzarse: El contacto de las plantas de los pies sobre una superficie natural (tierra, roca, césped,…) o sobre suelos conductores (baldosas de terrazo, mármol,…) nos permite hacer una toma tierra. Durante un tratamiento de Reiki, también se puede hacer la toma tierra tocando con una de las manos el suelo o la pared más próxima.
  • Sal marina gruesa: Te das fricciones con sal marina gruesa, dejas actuar la sal y luego te duchas con agua fría; o si lo prefieres, te puedes dar un baño colocando en la bañera agua con sal marina gruesa. 
  • Ionizador de aire: Para limpiar la energía del ambiente y purificar el aire.
  • Limpiar y ordenar toda la casa: Cuando se limpia y ordena una casa (incluyendo todo lo que hay en los armarios y cajones), se mejora la vida de todos sus residentes. Eso es así porque al limpiar la casa, se produce una limpieza energética y mental de todos los que viven en ella. Con la limpieza y el orden, la energía fluye mejor, y la mente se ordena. Una vez limpia la casa, también se pueden colocar montoncitos de sal gruesa en todas las esquinas de la vivienda.
  • Aromas de lavanda o limón: La combinación de agua, alcohol y aceites de lavanda o limón también ayudan para limpiar la energía del ambiente. 
  • Tomar el sol: Otra forma de limpiarse y vitalizarse energéticamente, es mediante los baños de sol, tomados con moderación en sus primeras y últimas horas.
  • Baños de mar: Bañarse y nadar en el mar constituye una excelente terapia energética. 
  • Respirar profundamente, formar saliva y relajarse: Una relajación profunda con estos tres ingredientes produce una vasodilatación de los canales de energía. Esto hace que haya un mayor flujo de energía Luz Divina, lo que permite liberar al cuerpo del dolor y de los bloqueos energéticos.
  • Practicar Chi Kung y Tai Chi: Estos ejercicios energéticos permiten el movimiento armonioso de la energía Luz Divina. 
  • Otros métodos: Limpieza energética abrazando un árbol, mantras, incienso, etcétera.

Fuente: Ricard López.
Autor: Profesora Renée Muchen
SO HAM www.sohamreiki.com
Fotografía: www.martastreng.com


Tienes que ver esto también




No hay comentarios :

Publicar Comentario: