jueves, 21 de agosto de 2014

Retención de líquido. (Conflictos emocionales que pueden provocarlo)


Es una acumulación de líquido en los espacios intercelulares. Puede deberse a una obstrucción venosa o linfática. Manifiesta un estado de miedo e inseguridad en la relación con la vida. “Necesito amor, pero no me fio de nadie  y sólo cuento conmigo mismo”. Es como una “barrera” que el individuo pone frente a su entorno, que le parece peligroso.

Se trata de personas que tienen muy arraigados los hábitos familiares, que se preocupan por la perfección, que tienden a asegurarse en exceso de la cosas y que tienen mucho miedo a ser juzgados.

En algunos casos la retención de líquido se manifiesta después de la desaparición de un miembro familiar el cual era su principal apoyo.

Si la retención se sitúa en los tobillos o en los pies, es porque el afectado se encuentra en una situación en la que no sabe qué decidir, duda qué actitud adoptar ante la falta de claridad en las posturas tomadas por los demás.

Recomendaciones para recuperar la salud física, emocional y espiritual:
¿Qué es lo que nos molesta? ¿De quién nos estamos protegiendo? ¿De qué o quién no queremos desprendernos? ¿Qué tenemos miedo de perder?

Joman Romero
Autor del libro CONOCERNOS ¿qué nos quiere decir el cuerpo con la enfermedad?

Tienes que ver esto también




No hay comentarios :

Publicar Comentario: