martes, 15 de julio de 2014

Sácale provecho a los colores. [Efectos psicológicos]

La psicología del color se revela en la vida diaria, porque distintos tonos y matices tienen efectos directos subconscientes en los estados de ánimo, los niveles de energía y las emociones.





¿Has notado lo triste que te sientes cuando entras en una habitación oscura que no tiene ventanas o colores brillantes? ¿Has notado lo hambriento que estás cuando estás rodeado por paredes rojas o platos de color rojo? Esa es la psicología del color. Ciertas formas, tonos y colores afectan nuestro estado de ánimo y nuestras emociones. Algunos colores suprimen el apetito (lo que los hace buenos para la gente que está tratando de perder peso), mientras que otros colores aumentar nuestra respiración y frecuencia cardíaca.


A continuación se presentan los efectos psicológicos generales de ciertos colores. Sin embargo, si están asociados a ciertas experiencias personales o recuerdos, pueden tener diferentes efectos que se enumeran a continuación. Supongamos, por ejemplo, que recibió una carta con malas noticias en un sobre verde. A partir de entonces puede ser


que el verde sea el color que menos te gusta, ya que inconscientemente lo asocias con angustia tristeza. Esa es una perspectiva subjetiva del color, las siguientes son las perspectivas objetivas del color.


Estos efectos psicológicos de los colores no pueden aplicarse por igual a todas las personas, pero se han encontrado generalidades para ser la norma.



El efecto psicológico del color rojo
El rojo se asocia con la sangre, el calor y el vigor. El rojo es pasión, intenso y feroz. También está asociado con el amor (San Valentín), la Navidad, y el elemento de peligro.
Los tonos rojos son cálidos, activos y emocionantes. Las luces rojas causan un aumento en la respiración, la frecuencia cardíaca y el funcionamiento del sistema nervioso central. Aunque el rojo puede estimular a la mayoría de la gente, puede calmar a otros, dependiendo de sus asociaciones con ese color en particular. Se ha sabido que se utiliza este color en restaurantes para aumentar el apetito.

El efecto psicológico del color azul

El azul está asociado con la espiritualidad, el pensamiento y la melancolía. Es también conectado a la calma, la limpieza y la sabiduría. Este color se piensa que es un supresor del apetito, porque no es azul el color natural de las frutas, las verduras o las carnes (incluso los arándanos son más violeta que azul).


Los colores azules tienen el efecto contrario de los colores rojos. Es decir, que disminuye la respiración, la frecuencia cardíaca y la presión arterial. Es bastante ambiguo ya que, es un color frío que puede parecer pacífico, pero también puede parecer triste.


El efecto psicológico del color verde
El verde se asocia con la naturaleza, la salud y la abundancia. También es conectado con el dinero, la riqueza y la buena suerte. El verde es un color tranquilizante, y está conectado a la interacción entre la salud humana y ambiental.


Es un color interesante por las oscilaciones en ambos sentidos (en realidad, la mayoría de los colores son contradictorios). Por ejemplo, el verde se asocia generalmente con la frescura, la claridad y el crecimiento. Sin embargo, si haces brillar una luz verde en la carne humana, parece repulsivo. Enciende una luz verde a los delincuentes y obtendrás una confesión mucho más rápida que con otros colores.

El efecto psicológico del color naranja
El naranja está asociado con el calor, el entusiasmo y la exuberancia. Es un color alegre, asociado con Halloween, por ejemplo. Este color no es tan intenso como el rojo porque está mezclado con la jovialidad del amarillo.

El naranja ha sido considerado como uno de los colores que menos gusta a la gente, tal vez porque ha sido asociado con la arrogancia y el peligro. El naranja se utiliza para llamar la atención, como la señal de precaución en un semáforo.

Psicología del color en otras culturas y épocas


Los colores en otras culturas tienen significados muy diferentes. Por ejemplo, el negro, no es un signo de luto en todas las culturas, y el azul no indica tristeza en todos los países. El naranja es un signo de la realeza en los Países Bajos, y el verde era un signo del diablo durante la Edad Media.


Hechos interesantes sobre el color y el género: Las mujeres son más propensas que los hombres a tener un color favorito.

Fuente: Psicología y Autoayuda

Tienes que ver esto también




No hay comentarios :

Publicar Comentario: